domingo, 16 de diciembre de 2018

C.D. TUDELANO, 1- SPORTING B, 0 (FINALIZADO)

El Sporting B está mañana en el Ciudad de Tudela
Tras un inicio de día nublado, llegó el sol justo a tiempo para el comienzo del partido en Tudela. El Estadio Ciudad de Tudela acogió este enfrentamiento de la jornada 17 de la Segunda División B entre los locales del CD Tudelano y el Sporting B, con un terreno de juego en condiciones regulares. El filial vistió para la ocasión la segunda equipación, de color verde. Los de Isma salieron de inicio con Christian Joel, Bogdan, Espeso, Pelayo, Zalaya, Aizpiri, Ramón, Pablo Fdez, Sandoval, Chiki y Bertín. Para posibles cambios estuvieron en el banquillo Mateusz, Rubén, Villalón, Garci, Iván Elena, Pelayo Morilla y Neftali.

Los primeros minutos fueron de tanteo entre los dos equipos, el terreno de juego, algo blando y con un bote irregular no ayudaba a la fluidez del juego y provocó que se viera mucho balón y disputa áerea. Fue a partir del minuto 15 cuando empezaron a verse las intenciónes de ambos equipos, con los locales a la busca de contras y jugadas rápidas y los visitantes tratanto de controlar el partido y aprovechar las bandas. Ya en el 18 llegó un aviso de los de Mareo, con un disparo de Sandoval que chocó en la escuadra blanquinegra. En el 22, producto de este juego, Pelayo Suárez tuvo un remate de cabeza tras un buen centro lateral que se fue fuera por poco. Acto seguido llegó la respuesta navarra, con un balón por arriba que se envenenó y obligó a Christian Joel a estirarse y enviar el balón a córner. A los 26 minutos, buena jugada de Espeso, que se interna en el área rival con una pared con Pablo Fdez y el balón se pasea por delante de la portería defendida por Pagola. No llegó Sandoval por poco. Lo cierto fue que con el paso del tiempo cada vez era más el control del filal y menos las contras Tudelanas. Sin embargo, en el 35 empezó a estirarse el Tudelano gracias a su número 10, Víctor Bravo, que generaba mucho peligro aunque sin concretarse en finalizaciones. En el minuto 42 llegó una buena jugada de los navarros que acabó con un disparo desde el borde del área que se fue fuera por muy poco. En el minuto 44, una mano para cortar una contra del 6 local propició su expulsión por segunda amarilla. Los blanquinegros se quedaban pues con uno menos. Así llegabamos al descanso

La segunda parte comenzó con un cambio por los locales: Unai Zamorano sustituiría a Adán Pérez para ajustar el equipo tras quedarse con 10, pasando a jugar con defensa de 3. En los primeros minutos de la segunda parte, la banda izquierda de los de Isma sería la protagonista de su ataque, con subidas de Espeso y caídas a banda de Chiki que generaba que el balón estuviera más cerca del área de Pagola que del de Christian Joel. Sin embargo, a los 10 minutos cambió todo y el Tudelano se volvió a sentir fuerte. En el 55 llegaría una buena contra navarra que acabó con la intervención del portero sportinguista antes de que llegará el delantero rival. En el 55, primer cambio de Isma Piñera, Rubén entraba al campo por Ramón. Los de Tudela estaban consiguiendo que no se notara la diferencia númerica sobre el campo. 10 minutos después, llegaría el segundo cambio, entrando Pelayo Morilla por Pablo Fdez justo cuando el Tudelano gozaba de su mejor ocasión hasta el momento con un disparo que se marchaba muy cerca de la escuadra de Christian Joel. En el 72, nuevo cambio rojiblanco, Neftali entraba por Sandoval y acto seguido, una internada de David Soto acabaría en un penalti con incertidumbre: el arbitro pitaba penalti, después recitificaba para sacarlo del área, y finalmente señalaría la pena máxima a instancias del asistente. En el lanzamiento nada pudo hacer Christian Joel, que veía como subía el 1-0 al marcador. Los minutos finales se jugaron más a volutad del Tudelano, con un Sporting B que lo intentó pero que no pudo generar peligro al portero local. Se acabó el partido y los 3 puntos quedaron en Navarra.

Tras el partido, Isma analizó el partido en el Ciudad de Tudela: "Dos partes bien diferenciadas, con una primera en la que el partido estaba controlado, a falta de finalizaciones y en la segunda parte, con uno más, no fuimos capaces de hacer lo que hablamos al descanso: controlar, circular, dar profundidad... y al final en una contra cometes un penalti y te vas de aquí sin sumar, algo que al descanso parecía posible". La reflexión del míster es que "tenemos que hablar en el vestuario lo que hicimos mal para mejorar en el próximo partido". Finalmente, al ser preguntado por el rival afirmó que "el Tudelano era el equipo que nos esperamos, con buenos futbolistas".

No hay comentarios :

Publicar un comentario