domingo, 8 de octubre de 2017

SPORTING B, 1- C.D. VITORIA, 0 (FINALIZADO)

Una mañana soleada y 500 espectadores fueron testigos de una nueva victoria del filial rojiblanco. José Alberto repitió el mismo once que empató en Lezama con Dani Martín, Adri Montoro, Juan Rodríguez, Víctor Ruíz, Carlos Cordero, Cristian Salvador, Pedro Díaz, Nacho Méndez, Isma Cerro, Alberto Cayarga y Claudio Medina.

El filial inició el partido de manera eléctrica con dos ocasiones claras de gol protagonizadas por Cayarga, con un disparo cruzado tras asistencia de cabeza de Claudio y un centro chut de Adri Montoro desde la derecha que no entró por milímetros. Poco a poco, el CD Vitoria empezó a asentarse en el campo llegando a finalizar varias jugadas con disparos de Ibargoien y Azkue, pero no fue hasta el minuto 38 cuando crearon peligro de verdad, un disparo de Etxaburu fue respondido de manera espectacular por Dani Martín para evitar el gol y llevar la ovación del público asistente a la Escuela de Fútbol de Mareo.

La segunda parte comenzó como terminó la primera, con Etxaburu llevando el peligro de los visitantes y con Dani respondiendo para el filial. El conjunto vasco estaba cómodo en el campo y el susto llegó en el minuto 56 con un remate al palo de Ibargoien. En ese momento, José Alberto empezó a mover el banquillo y dió entrada a Álvaro Traver por Isma Cerro. La dinámica del juego seguía igual y el filial necesitaba encontrar otra vía para desatascar el partido, por lo que el cuadro técnico rojiblanco llevó a cabo un doble cambio para dar más profundidad y velocidad al equipo, dando entrada a Berto Gonzalez y Mateo Arellano por Pedro Díaz y Nacho Méndez. Con la velocidad de Berto Gonzalez y la tenacidad de Alberto Cayarga, los rojiblancos empezaron a mostrar otra cara diferente y el primer aviso no tardó en llegar, una jugada elaborada terminó con un disparo de Berto González que se fue rozando el palo. El asedio continuaba y en la siguiente jugada llegó el ansiado gol de la victoria, un centro desde la izquierda de Carlos Cordero encontró a Claudio Medina que remató con toda la gana del mundo para anotar y llevar la alegría a las gradas de Mareo.

Al acabar el partido, el segundo entrenador del CD Vitoria, Jon Larreategui, destacó que un detallo decidió el partido para el Sporting B. Por su parte, José Alberto comentó que fue un partido igualado en el que hubo momentos que el equipo no estuvo cómodo en el partido pero al final el gol de Claudio decidió el partido.

No hay comentarios :

Publicar un comentario