sábado, 19 de marzo de 2016

SPORTING, 2- ATLETICO DE MADRID, 1 (FINALIZADO)

El Sporting ganó por 2-1 al Atlético de Madrid en El Molinón en encuentro correspondiente a la jornada 30 de Liga.

Gran partido del equipo sportinguista, que logró sobreponerse con trabajo, buen juego y tesón al gol con el que se había adelantado el Atlético en el marcador en la primera parte.

La segunda mitad acabó siendo un acoso del equipo gijonés hasta que logró el segundo tanto de la victoria. 

Antes, por dos veces, la madera repelió sendos remates de Sanabria y Carlos Castro, que a la postre serían los autores de los tantos de la victoria sportinguista.

El Molinón vibró con la emoción del partido.

Se guardó un minuto de silencio por el joven jugador del Llaranes Hugo Suárez así como por Pin, exjugador del Sporting de los años 40 y 50. Agradable tarde en lo meteorológico, con nubes y claros, y unos 12 grados de temperatura. Lora, por el Sporting, y Koke, por el Atlético, oficiaron de capitanes. Gran entrada en El Molinón, con las localidades agotadas y unos 2.000 animosos aficionados atléticos en las gradas: 24.860 espectadores de aforo. Ante la coincidencia de colores, el Atletico jugó con camiseta azul oscuro y pantalones y medias rojas.

Abelardo dio entrada de mano a un tercer teórico centrocampista, Nacho Cases, para situarlo por delante del pivote habitual, a modo de enganche, y habilitó a Pablo Pérez por la derecha, con Jony situado en la izquierda y Sanabria en punta: un 4-3-3.

El encuentro comenzó con una buena oportunidad para Griezman cuando estaba a punto de cumplirse el primer minuto del encuentro, pero no resolvió el francés.

El Sporting pasaba a encarar el partido con mirada ofensiva. Se hacía con el balón ante un presionante equipo colchonero. El mando era local.

El ambiente en El Molinón era extraordinario, con las dos aficiones animando a los suyos.

El Sporting dominaba, movía bien el balón, pero le faltaba culminar.

En el minuto 21, al saque de un córner, el Sporting remató por dos veces sin fortuna ante Oblak, que acabó haciéndose con el balón.

En el minuto 28, polémica falta a favor del Atlético, que Griezmann convirtió en el 0-1. Una muy protestada acción, seguida de la impecable ejecución del francés, desnivelaba el marcador.

En el 33 remataba alto de cabeza Pablo Pérez tras la jugada que siguió a un saque de esquina.

Con el 0-1 en el marcador, el Atlético le echaba oficio al partido en busca de que pasaran los minutos. Era normal que le pesara la disputa de la Champions.

En el minuto 36 era amonestado Sanabria.

El dominio seguía siendo del Sporting. Así se llegó con el pitido del colegiado al descanso.

Sin cambios al descanso

Se inició sin cambios la segunda mitad, con los mismos 22 que habían comenzado el partido.

El Sporting luchaba por hacerse de nuevo con la batuta del partido. Lo lograba ante un Atlético que tratata de respirar echando nuevamente mano de su mayor veteranía y buscando el contraataque, pero estaba claro que el derroche ofensivo era gijonés.

En el minuto 11 Abelardo buscaba ofrecerle más mordiente al equipo. Daba entrada a Carlos Castro en lugar de Mascarell.

Sergio Álvarez era amonestado.

Simeone hacia también su primer cambio en el minuto 12: entraba Gabi por Correa. Apenas dos minutos después.

Jorge Meré veía la quinta tarjeta amarilla, con lo que será baja la próxima jornada. También era amonestado Pablo Pérez.

Pablo Pérez por una banda y Jony por otra buscaban la línea de fondo una y otra vez.

El gijonés era suplido en el minuto 22 por Carmona.

En el 24 remataba a la media vuelta Sanabria, pero despejaba a córner la defensa atlética. Insistía el Sporting.

En el 29 agotaba los cambios el Atlético con la entrada de Juanfran por Vietto. Un minuto después era amonestado.

Al saque de la falta que había cometido, Sanabria estrelló el balón en un poste.

En la siguiente acción, ya en el minuto 34, nueva falta y esta vez sí, esta vez entró el lanzamiento del paraguayo. Empataba el Sporting: 1-1.

El equipo gijonés le ponía alma al partido. La afición se sumaba al empeño con sus gritos de ánimo. El Molinón era una caldera.

Carlos Castro remataba y despejaba con apuros la defensa atlética. Corría el minuto 38. 

En el minuto 40, gran carrera de Sanabria y el remate a bocajarro de Carlos Castro lo repelía el travesaño. 

Parecía imposible que el Sporting no estuviera ya al mando del encuentro.

Era un final de partido trepidante, con el gijonés intentándolo con todos sus ánimos.

En el minuto 44 llegó el 2-1, que subió al marcador Carlos Castro. El Molinón se venía abajo. 

El equipo se lo había ganado.

En el tiempo añadido Abelardo daba entrada a Rachid por Sanabria.

Gran partido de un gran Sporting y tres puntos muy necesarios para seguir luchando y soñando.

No hay comentarios :

Publicar un comentario